Frenos Hidráulicos Vs Frenos Mecánicos para Bicicletas Eléctricas

Freno hidráulico frente a freno mecánico Imagen destacada

Como puedes deducir, los frenos son muy importantes en una bicicleta. No tener buenos frenos comprometerá tu seguridad. Entonces, al comprar una bicicleta eléctrica, tiene sentido prestar atención al tipo de frenos que desea. Por lo tanto, es posible que desee decidir entre frenos hidráulicos o frenos mecánicos para su bicicleta eléctrica. También es posible que desee decidir entre tener frenos de disco o de llanta. Sin embargo, discuto las diferencias entre estos 2 tipos de frenos en otro artículo.

Aquí, en este artículo, hablo sobre las diferencias entre los frenos hidráulicos y mecánicos. Esto es para ayudarlo a decidir cuál de estos tipos de frenos preferiría para su bicicleta eléctrica.

Cómo funcionan los frenos hidráulicos

Los frenos hidráulicos funcionan al contener líquido que se empuja por todo el sistema de frenos para activar las pastillas de freno. El sistema tiene un depósito que contiene este fluido. Cuando presiona la palanca del freno, este líquido se empuja desde el depósito hasta una pinza a través de una manguera. Esta pinza tiene pastillas de freno adjuntas. Entonces, cuando el fluido llega a la pinza, hace que las pastillas de freno presionen contra un rotor o una llanta. Esto hace que la bicicleta disminuya la velocidad. Por cierto, si las pastillas presionan contra un rotor o una llanta, dependerá de si tienes frenos de disco o de llanta.

Freno de disco hidráulico

Consideraciones sobre frenos hidráulicos

Más potencia de frenado

Los frenos hidráulicos dan más potencia de frenado que los frenos mecánicos. Entonces, en comparación con los frenos mecánicos, los frenos hidráulicos hacen que se detenga en distancias más cortas. Por lo tanto, los frenos hidráulicos brindan más seguridad.

Los frenos hidráulicos brindan más poder de frenado porque el fluido dentro de los sistemas de frenos hidráulicos no se comprime. Esto mejora la presión que el ciclista aplica a las palancas de freno. Como resultado, la presión que se aplica a las pastillas es mayor que la presión que el ciclista aplica a las palancas de freno.

La potencia de frenado adicional que obtienes de los frenos hidráulicos es especialmente beneficiosa en las bicicletas eléctricas. Esto se debe a que las bicicletas eléctricas son más pesadas y pueden alcanzar velocidades más rápidas que las bicicletas normales. Por lo tanto, las bicicletas eléctricas suelen necesitar más potencia de frenado que las bicicletas normales para detenerse en la misma distancia. Por cierto, si tienes frenos de disco hidráulicos en tu bicicleta eléctrica, vas a darlo todo.

Primer plano de la mano de los ciclistas presionando la palanca del freno

Autoajustable

Con los frenos hidráulicos no es necesario ajustar las pinzas para mantenerlas alineadas. Esto se debe a que, a medida que las pastillas se desgastan y adelgazan, se llenan de líquido para compensar. Entonces, a medida que las pastillas de freno se desgastan durante el uso, se ajustan automáticamente. Esto mantiene la distancia entre las pastillas y el rotor o la llanta. Como resultado, esto conserva el rendimiento del freno. Esta es otra razón por la cual los frenos hidráulicos brindan una excelente potencia de frenado.

Eventualmente, sus frenos se desgastarán por completo y necesitarán ser reemplazados. Sin embargo, los frenos hidráulicos deberían evitar que tengas que ajustar las pinzas para mantener las pastillas alineadas mientras tanto.

Además, si tiene frenos de disco hidráulicos, entonces es mucho menos probable que escuche el fuerte chirrido que a veces puede escuchar cuando las pastillas están desalineadas. Nuevamente, debido a que son autoajustables, manteniéndolos alineados.

Pinza hidráulica en una bicicleta de montaña

Menos esfuerzo necesario al frenar

En comparación con los frenos mecánicos, los frenos hidráulicos no necesitan tanto esfuerzo por parte del ciclista (al presionar la palanca del freno) para detener la bicicleta en la misma distancia. Esto se debe a la mayor fuerza de frenado que proporcionan los frenos hidráulicos. Entonces, con los frenos mecánicos, realmente necesita apretar más las palancas de freno. Esto es para obtener la misma fuerza de frenado que obtendría con menos presión con los frenos hidráulicos.

Por lo tanto, los frenos hidráulicos son particularmente beneficiosos si tiene manos débiles. Esto podría ser si tiene artritis, si está en edad avanzada o si se está recuperando de una lesión, por ejemplo. Estas son todas las razones por las que puede tener una bicicleta eléctrica en primer lugar.

Menos mantenimiento que los frenos mecánicos

Como se mencionó más arriba, los frenos hidráulicos son autoajustables. Esto contribuye a que necesiten menos mantenimiento que los frenos mecánicos. Con frenos hidráulicos los cables no se estiran. Además, el sistema no tiene partes mecánicas que a veces pueden necesitar atención. Es posible que tenga que lidiar con ambos factores para los frenos mecánicos.

Se está realizando el mantenimiento de los frenos hidráulicos

El mantenimiento tiende a no ser un trabajo de bricolaje

Aunque los frenos hidráulicos tienden a necesitar mantenimiento y ajustes con menos frecuencia que los frenos mecánicos, cuando necesitan mantenimiento, tiende a ser un trabajo más difícil. Por lo tanto, es más probable que necesite llevar su bicicleta eléctrica a una tienda de bicicletas, si sus frenos hidráulicos necesitan algo que hacer.

Debido a que los frenos hidráulicos contienen líquido dentro del sistema, es posible que deba purgarlos algunas veces. Esto se debe a que a veces entra aire en el sistema y al desgaste del líquido con el tiempo. Ambos factores reducen la eficacia del freno. Sin embargo, tenga en cuenta que sangrar los frenos hidráulicos necesita un par de herramientas especiales. Además, muchas personas encontrarán que esta tarea es difícil de hacer por sí mismos.

Mecánico de bicicletas sangrado frenos hidráulicos
Mecánico de bicicletas sangrado frenos hidráulicos

Sin embargo, si puede llevar su bicicleta eléctrica a la tienda de bicicletas, cada vez que sus frenos hidráulicos necesiten purga (o cualquier otro mantenimiento), entonces esto no debería ser un problema. Aun así, recuerda que los frenos hidráulicos en su mayoría no requieren mantenimiento. Por lo tanto, no deberían hacer que vayas a la tienda de bicicletas con frecuencia. Si alguna vez quiere intentar purgar sus frenos hidráulicos, entonces este videoSe abre en una nueva pestaña. te muestra cómo.

Puede sentirse esponjoso

Esto se relaciona con lo anterior, donde he hablado de sangrado de frenos. Los frenos hidráulicos pueden tener una sensación esponjosa/suave cuando presiona las palancas de freno. Esto se debe a que el aire ingresa al sistema de frenos y evita que el líquido fluya correctamente. Así que sangrar los frenos resolverá este problema. Sin embargo, lo bueno aquí es que la sensación esponjosa es un indicador de que los frenos necesitan purga. Por lo tanto, esto le ayudará a mantener el rendimiento del freno.

Mayor consistencia en el frenado

Los frenos hidráulicos brindan un rendimiento de frenado más consistente que los frenos mecánicos. Esto significa que al comparar los frenos hidráulicos con los frenos mecánicos, generalmente puede esperar que la potencia de frenado que obtiene de los frenos hidráulicos sea más relativa a la cantidad de presión que está aplicando a las palancas de freno. Esto se debe a que los frenos hidráulicos son un sistema sellado. Por lo tanto, la suciedad, el agua y el barro no pueden entrar en él para reducir la fricción. Esto significa que no se pierde presión en todo el sistema. De modo que las pastillas de freno agarran el rotor o la llanta tan pronto como se les exige.

frenado ciclista

Esta consistencia (y también capacidad de respuesta) que obtienes de los frenos hidráulicos los hace muy adecuados para senderos técnicos todoterreno. Al andar en este tipo de senderos, es probable que a menudo use los frenos con diferentes cantidades de presión. Esto se debe a que tiene que navegar a través de terrenos e inclinaciones que cambian constantemente. Así que cuando conduces en estas condiciones, quieres tener la seguridad de tener frenos confiables. Esencialmente frena donde sabes lo que vas a conseguir.

Cómo funcionan los frenos mecánicos

Estos funcionan porque hay un cable que va desde la palanca del freno hasta una pinza. Nuevamente, al igual que con los frenos hidráulicos, la pinza tiene pastillas de freno adjuntas. Cuando presionas la palanca del freno, esta tira del cable. Esto hace que las pastillas adheridas a la pinza presionen contra un rotor o una llanta. Por lo tanto, la bicicleta disminuirá la velocidad.

Freno de llanta de bicicleta

Consideraciones de frenos mecánicos

Mantenimiento necesario con más frecuencia

Los frenos mecánicos necesitan mantenimiento con más frecuencia que los frenos hidráulicos. Las pastillas/pinzas de freno deben ajustarse de vez en cuando a medida que se desgastan. Si ignora el ajuste de las pinzas de freno mecánicas cuando sea necesario, el rendimiento de frenado se reducirá. Nuevamente, como se mencionó anteriormente, los frenos hidráulicos son autoajustables.

Como los frenos mecánicos tienen más piezas móviles, es más probable que necesiten ajustes y reparaciones que las piezas hidráulicas de las bicicletas. Como regla general, es probable que cualquier cosa mecánica necesite mantenimiento de vez en cuando. Especialmente porque las piezas móviles tienden a desgastarse.

Ciclista ajustando freno de llanta de bicicleta

Mantenimiento más fácil de realizar

Como se mencionó anteriormente, es más probable que necesite realizar mantenimiento con más frecuencia con frenos mecánicos que con frenos hidráulicos. Sin embargo, el mantenimiento de los frenos mecánicos tiende a ser más fácil de realizar que el mantenimiento de los frenos hidráulicos. Entonces, si sus frenos comenzaran a funcionar durante un viaje, es más probable que pueda detener la bicicleta y arreglar esto sobre la marcha con frenos mecánicos. Por ejemplo, si tiene demasiada diferencia entre la llanta/rotor y las pastillas (debido al desgaste de las pastillas), por lo general puede simplemente girar un par de perillas de ajuste. Entonces estarás listo para ir de nuevo.

Por el contrario, con los frenos hidráulicos, a pesar de que son autoajustables, si comienzan a sentirse esponjosos debido a que necesitan sangrar, entonces esto es algo difícil de hacer en un viaje. Así que esto es algo que tenderá a tener que hacer en casa. Ciertamente no es tan simple como girar un par de perillas. Además, purgar los frenos hidráulicos puede ser un trabajo complicado, ya que puede derramar líquidos. Entonces, si vive en un apartamento pequeño sin garaje, los frenos mecánicos pueden ser más convenientes cuando se trata de mantenimiento.

Hombre ajustando el freno mecánico

Tranquilidad durante los viajes

Esto se relaciona con lo anterior, con respecto a que los frenos mecánicos son más fáciles de arreglar durante los viajes, si algo sale mal. Esto puede darle más confianza al realizar ciclos remotos. Si algo sale mal con sus frenos mecánicos en medio de la nada, puede ser menos pánico. Si algo sale mal con los frenos hidráulicos en medio de la nada, es posible que no tenga el líquido adecuado.

Es posible que sus frenos hidráulicos de repente necesiten ser reparados en un lugar remoto, durante un viaje en bicicleta. En cuyo caso, es posible que las tiendas de bicicletas locales no tengan las piezas especializadas que pueda necesitar. Mientras que la mayoría de las tiendas de bicicletas venderán cables y carcasas de frenos mecánicos. Por lo tanto, los frenos mecánicos pueden brindarle más tranquilidad que los frenos hidráulicos. Esto se debe al hecho de que es menos probable que tenga problemas, si necesita intentar arreglar los frenos del lado de la pista.

Piezas fáciles de reemplazar

Es más fácil reemplazar las piezas de los sistemas de frenos mecánicos que los sistemas de frenos hidráulicos. Con frenos mecánicos, los cables son generalmente universales. Por lo tanto, son fáciles de reemplazar si es necesario. Mientras que con los frenos hidráulicos, es posible que necesite un determinado tipo de líquido según el fabricante. Esto hace que sea un poco más complicado si necesita reemplazar el líquido.

Cuando se trata de reemplazar piezas, generalmente encontrará menos problemas de compatibilidad con los frenos mecánicos en comparación con los frenos hidráulicos. Descubrirá que diferentes calibres tienden a funcionar bien con diferentes palancas más a menudo con frenos mecánicos que con frenos hidráulicos.

repuestos de frenos

Todavía tiene un buen poder de frenado

Los frenos mecánicos aún funcionan de manera efectiva, aunque los frenos hidráulicos tienen más poder de frenado. Siempre que los frenos mecánicos sean de buena calidad y estén bien mantenidos, deberían funcionar lo suficientemente bien. Ciertas consideraciones pueden ayudarlo a obtener un mayor rendimiento de frenado de los frenos mecánicos. Estos pueden incluir lo siguiente.

  • Optar por frenos de disco en lugar de frenos de llanta.
  • Siempre asegurándose de que los frenos estén correctamente ajustados.
  • Reemplazo de almohadillas antes de que se desgasten.
  • Tener rotores grandes si tiene frenos de disco.
  • Optar por pastillas de freno de metal en lugar de pastillas de freno de resina (las pastillas de metal dan más mordida).

Puede atascarse en el barro

Los frenos mecánicos pueden atascarse con barro y suciedad. Esto reducirá el rendimiento de frenado. Las partes móviles de los sistemas de frenos mecánicos están afuera, dejándolos expuestos al barro y la suciedad. Sin embargo, esto no es un problema con los frenos hidráulicos, recordando que son un sistema sellado. Entonces, si te gusta hacer mucho ciclismo todoterreno, los frenos hidráulicos son una buena opción. En cuyo caso, es posible que desee optar por una bicicleta de montaña eléctrica con frenos hidráulicos.

Ciclista andar en bicicleta en condiciones de barro

Conclusión

Cuando se trata de decidir entre frenos hidráulicos o frenos mecánicos para tu bicicleta eléctrica, ninguno es necesariamente mejor que el otro. Todo depende de lo que más te convenga. Si eres un maximizador que quiere la mejor potencia de frenado que puedas obtener, entonces los frenos hidráulicos son el camino a seguir. Incluso puede gustarle el hecho de que es probable que necesite hacer mantenimiento con menos frecuencia con los frenos hidráulicos.

Por otro lado, es posible que prefiera un mantenimiento más sencillo. Por ejemplo, purgar los frenos hidráulicos puede parecerle una molestia. En cuyo caso, es posible que prefiera los frenos mecánicos. Puede que le guste el hecho de que los frenos mecánicos son más fáciles de reparar a mitad de camino y que las piezas son más fáciles de reemplazar. Todos estos pueden ser factores que puede priorizar sobre toda la fuerza máxima de frenado. Después de todo, los frenos mecánicos aún pueden funcionar muy bien. Sobre todo si están perfectamente ajustados y si llevas frenos de disco, como comentamos más arriba.

También está el costo. Los frenos hidráulicos cuestan más que los frenos mecánicos. Por lo tanto, puede considerar que los frenos mecánicos funcionan lo suficientemente bien para usted. En cuyo caso, es posible que no pueda justificar el costo adicional de los frenos hidráulicos. Sin embargo, cuanto más poder de frenado tenga, más seguro estará. Entonces, con esto en mente, es posible que prefiera los frenos hidráulicos en nombre de la precaución. Esto es especialmente porque mencioné antes que una buena potencia de frenado es particularmente importante en las bicicletas eléctricas. Nuevamente, debido al peso adicional (debido al motor y la batería) que llevan y las velocidades que pueden alcanzar.

En última instancia, su elección de tipo de freno para su bicicleta eléctrica es lo que cree que funciona mejor para usted.



Fuente del artículo

Deja un comentario